lunes 24.02.2020
Sociedad

Navaleno vive el homenaje al gorrino con reparto de viandas, danzas, cocido y música

La plaza de Navaleno, El Bar El Pajarero, El restaurante La Tablada y el polideportivo municipal fueron escenario de la celebración del homenaje-rito de sacrificio del cerdo en la jornada del sábado 25 de enero.

En la plaza, y desde la mañana, se prepararon todos los útiles para poder realizar el socarrado del cochino sobre los troncos de madera, la demostración en la elaboración de los chorizos y la preparación de las morcillas, así como la elaboración de las viandas que luego fueron repartidas entre la gente presente en la plaza, en la actividad organizada por la Asociación Cultural Los Ojales.

Medio centenar de personas degustaron el cocido en el restaurante La Tablada, en una comida organizada desde Los Ojales. En esa misma franja horaria, y por iniciativa particular, se dieron cita una veintena de vecinos en El Bar El Pajarero, también en la comida del cocido.

El grupo de jotas escenificó varios bailes de los que vienen preparando a lo largo del curso, con la música e indumentaria tradicionales, que arrancó los aplausos de la gente que asistió al acto.

Ya por la tarde, desde las siete, hubo baile con discomóvil de M-Audiovisuales de Martialay (Soria), que se alargó hasta cerca de las once de la noche.

Comentarios
Navaleno vive el homenaje al gorrino con reparto de viandas, danzas, cocido y música