sábado. 24.09.2022

Domenech y Belda, dos joyas de la cantera del voleibol nacional

Los dos jugadores, de 21 y 19 años respectivamente, han sido presentados en las instalaciones del patrocinador Komik Cerámicas
IMG_7737-1024x638
Río Duero Soria

Río Duero Soria cuenta en sus filas con dos de las joyas de la cantera del voleibol nacional para la temporada 2022-2023, como son el central de 21 años Joan Domenech y el receptor Luke Belda de 19 años. Ambos jugadores, con paso por la concentración nacional de Palencia y FC Barcelona Volley en el pasado, han recibido la bienvenida por parte del director general del club, Manuel Sevillano, quien también ha querido agradecer a Komik Cerámicas tanto el patrocinio del club, especialmente en categorías inferiores, como el acoger en sus instalaciones la presentación de los dos jugadores. Por su parte, Santiago Marín, responsable de Komik Cerámicas, ha mostrado su deseo de poder seguir contribuyendo con los más jóvenes que hacen deporte en Soria tanto en el club celeste como en otros conjuntos de aficionados de la provincia.

En el caso de Joan Domenech, central de 2,04 metros de altura, llega procedente de Narbonne Volley francés, donde no tuvo muchos minutos pero sí una experiencia inolvidable, logrando además un título continental. “Fue una experiencia diferente, siempre he querido jugar en el extranjero y era un equipo muy bueno. Ganamos la Challenge y fue una de las experiencias más bonitas que he vivido en el voleibol”, asegura. Llega a Soria “con la vida enfocada” en el voleibol, donde la adaptación está siendo tan rápida como esperaba. “Ya conocía a Alberto Toribio de estar dos años en Blume y aunque la pretemporada es dura, luego durante la campaña se agradece”, de cara a la preparación que proporciona.

Por si fuera poco, Domenech ya conocía a Luke y Lucas Lorente, si bien reconoce que todo el grupo ofrece una buena sintonía. De cara a esta temporada, asume los objetivos de entrar en Copa del Rey y play off por el título, además, reconoce que el equipo quiere “dar un paso más” buscando siempre “ganar todos los partidos que se pueda y dar lo mejor de nosotros”. Ahora asume la responsabilidad de tener minutos en la cancha: “Quiero aprovechar esta oportunidad y demostrar lo que puedo hacer en la pista”, aunque no necesariamente ve su paso por Soria como un trampolín. “Se dice eso, pero Pepe lleva cuatro años y está muy a gusto y le encanta Soria, entonces, nunca se sabe si es un trampolín o puede que me quede muchos años”, comenta.

Por su parte, Luke Belda llega procedente de Tarragona SPiSP, también había entrenado con Alberto Toribio, por lo que no se ha visto sorprendido por el sistema de duro trabajo que se ha impuesto en esta pretemporada para poner al equipo a punto. “Es una preparación dura físicamente, pero agradecida, porque además he pasado una lesión y la buena preparación física ha permitido que no lo esté notando”, comenta. Belda ve al equipo “muy bien” y preparados “físicamente” después de los amistosos disputados hasta el momento, por lo que los objetivos son compartidos con su compañero, jugar Copa y play off y “llegar a lo que podamos”.

Como referente de juego, en su demarcación, tiene claro que se fija en Pepe Villalba. “He jugado con él en Palencia y ahora espero jugar en Soria, ha sido un buen referente y si puedo llegar al nivel que tiene él, estaría muy feliz”, afirma, pero no se olvida de Pelegrín Vargas, otro de sus compañeros en Río Duero Soria. Sobre la cancelación de la fase europea, Belda reconoce que “desde el principio vi que las cosas con la Federación iban lentas, empecé a tener dudas de no jugar, porque tenía muchas ganas, no hay ninguna experiencia que se asemeje, y ver que al final no dijeron que no. Fue una sensación horrible”, sentencia, algo que intentarán cambiar a partir de ahora con victorias en Superliga masculina.

Domenech y Belda, dos joyas de la cantera del voleibol nacional
Comentarios