domingo 9/5/21

Y yo me pregunto...la hipocresía y la Superliga

Hemos vuelto a ver, cómo los representantes de todos los estamentos de la sociedad, a nivel nacional y europeo, se han puesto de acuerdo y han unido fuerzas para condenar y criticar una situación en común.

 

 Políticos, futbolistas y artistas se han posicionado en contra de la Superliga de fútbol anunciada este domingo por el presidente del Real Madrid, Florentino Pérez. Son 12 de los clubes más ricos de Europa, los que anunciaron la formación de un círculo elitista y selecto para iniciar lo que ellos llaman la Superliga, una liga privada que puede suponer la muerte del fútbol tal y como lo conocemos hoy. Será algo nuevo, no un deporte, puesto que esta competición carece de todo lo que conlleva el mismo. Especialmente los principios y valores de un deporte accesible a todos que se forjaron en los campos de barro donde niños y niñas comenzaron a amar el balón. Numerosas voces se han alzado en contra de este proyecto insolidario. La gran mayoría del entorno futbolístico, políticos, personajes del mundo del espectáculo… y muchos otros que no quieren una transformación del fútbol en algo más frío, sin alma. Se han producido protestas de diferentes formas, aficionados que no dejan pasar el autobús de su equipo para ir al entrenamiento o partido, equipos que muestran en el calentamiento camisetas rechazando el nuevo proyecto, declaraciones, manifestaciones y amenazas de las instituciones que controlan y monopolizan el fútbol y del resto de estamentos y representaciones del mundo del fútbol…El anuncio ha tenido tanta repercusión, que los Gobiernos de Francia, España y Reino Unido, con Macrón, Sánchez y Johnson a la cabeza ya se han mostrado fuertemente en contra de un proyecto insolidario y que atenta contra el espíritu europeo. 

Y yo me pregunto, ¿no hay cosas más importantes que se están produciendo a nivel internacional para aunar fuerzas? Soy un amante del deporte en general y del fútbol en particular, al que he estado unido durante muchos años de mi vida, primero cómo jugador y luego cómo entrenador. No estoy de acuerdo y no me gusta la idea del nuevo proyecto porque perjudicaría a la base de este deporte que es donde está lo realmente puro del fútbol. Pero el fútbol actual es todo negocio, dinero, porque al final los clubes son sociedades anónimas y funcionan como tal, y lo que realmente les preocupa es que se reparta el dinero que se genera de forma equitativa o cuanto más dinero pueda ganar mejor.  

Y yo me pregunto, ¿el resto de clubes que critican a la Superliga se están preocupando por el fútbol modesto? Pues no, no les importa si equipos con historia o cualquier otro equipo desaparecen por problemas económicos, si son denunciados por impagos… ¿dónde están estos clubes o estamentos oficiales para ayudar? 

Y yo me pregunto ¿Por qué se han implicado de forma tan tajante con tanta celeridad los gobiernos implicados? Pues sencillamente por la repercusión negativa en las economías nacionales. Para el fútbol profesional podría suponer un descenso de un 32,1% de sus ingresos (supondría una bajada del 1,37% al 0,93% del Producto Interior Bruto español). Este descenso sería similar en puestos de trabajo con una caída de un 32,4%, lo que supone casi 60.000 empleos. Y el efecto en LaLiga y sus clubes sería de una rebaja de 43% en sus ingresos (1.720 millones de euros) y en el valor de los clubes que quedan fuera de la Superliga tendría un impacto de -66,1% (-1.720 millones de euros). Pero también afectaría a más estamentos. El Consejo Superior de Deportes o la Real Federación Española de Fútbol que bajan un 61,2% (52 millones) a través del Pacto de Viana, un acuerdo alcanzado entre LaLiga y el Gobierno en el que la asociación deportiva se compromete a aportar 200 millones para futbol formativo y otros deportes en los próximos cuatro años. 

El jugador de fútbol Pepe Reina, tras ganar el mundial de 2010 con la selección española y su celebración en Madrid, dijo que nunca había visto a tanta gente unida y festejando un triunfo, que creía que esto solo lo puede conseguir el fútbol. Acertó de lleno, incluso ahora, con la situación sanitara tan trágica que estamos viviendo, con miles de muertos y familias destrozadas, se quiere dar la apariencia de que todos los países y comunidades van de la mano y quieren el beneficio común. Pero lo cierto, es que todos nos movemos por el beneficio propio, incluso pasando por encima de los demás, aunque sea en un tema tan importante como el de la pandemia, y otras muchas situaciones que se están produciendo en el mundo. 

Mi reflexión final, es que ¿Por qué pedimos ser solidarios a los clubes de la Superliga cuando no somos solidarios en lo que es realmente importante en la vida? Recordar que los clubes son entidades privadas y que la justicia ha dado la razón a la creación de la Superliga. Pero, sobre todo, y esto lo dice un apasionado del fútbol, que está totalmente en contra de este nuevo proyecto; y si no hubiera simplemente un interés económico ¿se hubiera producido este revuelo a nivel internacional? Pues no, hay que dejarse de hipocresías y preocuparse por lo que realmente es importante para el bien común. 

 
Y yo me pregunto...la hipocresía y la Superliga
Comentarios