miércoles. 30.11.2022

La tiranía de los partidos políticos en un tiempo de constante periodo electoral

Por si nos habíamos enterado, estamos en tiempo preelectoral. Es un periodo en el que los partidos políticos calientan motores para un 2023 con una doble cita en las urnas: las municipales a finales de mayo y las generales en el último trimestre del año.

 

 

Los partidos engrasan la maquinaria política, y lo encaminan todo a ganar los comicios. Al igual que en un partido de fútbol los últimos minutos resultan decisivos, así las formaciones que aspiran a representarnos quieren hacer de estos próximos meses el tiempo fundamental para hacer valer sus ideas, propuestas y evitar que nuestros votos se queden en casa o beneficien a otra candidatura alternativa.

El presidente del Partido Popular de Soria, Benito Serrano, mostraba estos días su convicción de que la formación que él representa va a presentar candidatura en los 183 municipios de la provincia. Es un deseo expresado en voz alta, y en el que no se da participación a los vecinos de los pueblos. ¡Hay que presentar la candidatura como sea¡. En ello va el honor del partido que tiene que superar en candidaturas presentadas a su inmediato perseguidor. La carrera por el número de listas en las zonas rurales ya está en marcha.

He releído las notas que tomaba mientras escuchaba el discurso-intervención del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el acto en Soria del pasado 22 de octubre. ¡No hay manera de sacar un titular¡. Buscaba algo nuevo, distinto, alejado del tufillo electoralista. Y vuelta la burra al carro. Nos toman por tontos. A juicio de los asesores de quienes nos representan estamos dispuestos a digerir todo, y esto no puede ser. El PSOE ya ha anunciado que los candidatos en las capitales de provincia que presentó el partido en las últimas elecciones, repetirán. ¡Viva la democracia¡. ¡Para qué sirven las asambleas locales¡. Todo  a dedo, y sin debate.

Depositaba mi gran esperanza en la España Vaciada, en formaciones como Soria YA o Vía Burgalesa. Mientras la formación soriana optaba por concentrarse en La Alameda de Soria ante el auditorio que escuchaba al presidente del Gobierno, Vía Burgalesa ni siquiera ha sido capaz de agradecer el apoyo de casi 10.000 personas que votaron la candidatura presentada a los comicios del pasado mes de febrero. ¡Cómo no hemos sacado el procurador que esperábamos, ya nada importa¡. ¿Y todo lo prometido en la campaña?. ¿Dónde está ese compromiso con las zonas rurales?.

Del engranaje electoral que habíamos creado, están fallando muchas de las piezas. Así no.

 

La tiranía de los partidos políticos en un tiempo de constante periodo electoral
Comentarios