viernes 15/1/21

La Mancomunidad de los 150 Pueblos culminará en 2021 en Vinuesa la restauración de uno de los hornos de pez más grandes de Pinares

La obra está incluida en las ayudas del Fondo de Mejoras de Interés Forestal Regional, canalizadas a través del Patronato del Parque Natural Laguna Negra y Circos Glaciares de Urbión, y cuenta con un presupuesto de 7.278,18 euros.
Horno de Pez en el paraje de Las Carboneronas./Foto: Mancomunidad 150 Pueblos.
Horno de Pez en el paraje de Las Carboneronas./Foto: Mancomunidad 150 Pueblos.

En Vinuesa, en el paraje conocido como “Carboneronas”, casi cubierto por la vegetación, se conservan los restos de un horno de pez. Los trabajos de extracción de madera en el paraje y la eliminación de varios pinos que crecían en las paredes del propio horno, han puesto al descubierto una estructura formada por una cámara de combustión y dos piletas que apenas se atisban.

El horno es uno de los mas grandes de la comarca. El diámetro interior de la cámara, cercano a los tres metros. constituye una excepción,  Su estado de conservación, pese a la pérdida de parte de las paredes y la colonización por la vegetación, lo hace susceptible de su recuperación, preservando de esta manera una edificación singular tan unida a la economía rural .

La recuperación del horno de pez visontino se realizará a través de la subvención directa ZIS, dentro del Espacio Natural Laguna Negra y Circos Glaciares Urbión, y canalizado a través del Fondo de Mejoras, en una obra realizada por el Ayuntamiento de Soria y la Mancomunidad de los 150 Pueblos.

Fue durante los años 40-60 hubo una gran auge de la producción de brea y pez, como complemento a los trabajos de explotación forestal del bosque. Durante los meses de invierno, una vez acabada la campaña de resinación, se extraían las toconas de pino albar con gran componente de resina y se troceaban para la extracción de la pez. Estas teas resultantes se “cocían” en este tipo de hornos para que exudaran la resina y demás componentes. El producto obtenido tenía gran demanda, tanto para la elaboración en bruto de alquitranes para carreteras, calafatear barcos, revestir botas y odres, impermeabilizar lonas o marcar el ganado.

La llegada de nuevos productos químicos fue sustituyendo este material tradicional y los numerosos hornos que existían diseminados por todo el pinar han ido desapareciendo entre la espesa vegetación.

 

La Mancomunidad de los 150 Pueblos culminará en 2021 en Vinuesa la restauración de uno...
Comentarios