lunes 18/10/21

Pelayo y Cabedo iluminan la etapa reina de La Vuelta

El joven asturiano se filtró en la escapada del día junto a Okamika y Canal, atacó en La Cobertoria y llegó a pie del Gamoniteiru con los favoritos. Óscar Cabedo también aguantó con los mejores y firmó una gran 17ª posición. La mala noticia fue el abandono de Diego Rubio, que no pudo concluir la jornada
U-LVwx8Q-scaled
Burgos BH

Llegó la etapa reina de La Vuelta en Asturias y esta cumplió el vaticinio de Dani Navarro de ayer que afirmó que “se mantendrá la misma tónica, se irá a tope y reventará mucha gente”. Una multitud de 32 ciclistas se desprendió del pelotón antes del kilómetro 15 en busca de la gloria. El Burgos BH, incansable una vez más, tuvo triple presencia en la fuga con Carlos Canal, Ander Okamika y Pelayo Sánchez. El amplio número de ciclistas en cabeza impidió un acuerdo entre ellos, pero su ventaja pudo crecer hasta casi los cinco minutos.

sAVHAVXg

En el puerto de La Cobertoria la fuga se desarboló con el movimiento de Storer (Team DSM) y Sánchez atacó en su busca. Posteriormente el asturiano se unió al grupo perseguidor en el que permanecía Okamika, y en su totalidad quedó neutralizado durante el paso por El cordal, a 28 kilómetros de la línea de llegada.

A falta de 14 kilómetros, arrancó el Altu d’El Gamoniteiru con Ángel Madrazo, Sánchez y Óscar Cabedo entre los favoritos. Las pendientes se pronunciaron, el ritmo creció y Cabedo cedió a menos de 8 kilómetros de meta para coronar la subida primeriza en 17ª posición y situarse el 21º en la clasificación general. La gran actuación del equipo quedó reflejada con un noveno puesto en la clasificación por equipos de la jornada y la 13ª plaza en el balance general.

Tras una magnífica carrera, Pelayo narró su día en las carreteras por las que entrena a diario: “Tenía marcados estos dos días de Asturias en rojo y tenía muchas ganas de hacerlo bien. Ayer no pudo ser porque no pude meterme en la fuga y hoy cuando me vi en ella, sabía que tenía que darlo todo. No teníamos mucha renta, 3-4 minutos y sabía que el tirón final de atrás era probable que nos cogiese. Intenté no pensar mucho en eso para concentrarme sólo en el esfuerzo. El Gamoniteiru en un entrenamiento y en competición es igual de duro, pero con los ánimos de la gente se hace un poco menos ‘bola’ y se sube algo mejor. Disfruté mucho de la subida y de la gente, es increíble cómo apoyan”, declaró.

Por su parte, Cabedo se mostró satisfecho y reconoció no haberse sentido completamente bien: “Hemos tenido la seguridad de ir bien representados en la fuga con Canal, Okamika y Pelayo. En ese sentido podemos estar contentos y estábamos tranquilos desde el pelotón. A partir de ahí, la tónica de todos los días, agarrarse al grupo principal hasta donde pudiera. Hoy no he tenido mis mejores sensaciones, pero por suerte parece que ha sido generalizado y he podido hacer top-20. El equipo estaba muy motivado por el estreno del Gamoniteiru y he terminado contento por hacer una buena posición en la primera vez que se sube” manifestó.

La carrera abandona Asturias y el Burgos BH encarará el último tramo de La Vuelta con una etapa de media montaña que se introducirá en Galicia. No continuará Diego Rubio, que tuvo que poner pie a tierra hoy por unas molestias físicas y una infección que arrastra en las últimas jornadas. La etapa 19 partirá con los siete valientes del Burgos BH desde Tapia y terminará en Monforte de Lemos con un recorrido de más de 190 kilómetros, cuya intensidad montañosa irá de más a menos para favorecer una posible llegada al esprint.

Pelayo y Cabedo iluminan la etapa reina de La Vuelta
Comentarios